Tag Archive for medias verdades einstein

Especial Einstein y lo que se debería saber (Se dicen muchas tonterías en varios bandos. Pongamos una línea)

funny pictures cat will do science

CONVERSACIONES DE UN NIETO CON SU ABUELO:

- Abuelo, ¿y qué hay de la teoría de la relatividad de Einstein? Estoy haciendo lo que muchas veces hablamos tú y yo, di con una página de internet y me bajé un libro que critica a Einstein y a sus teorías, pero no sé qué creer.  Es desmoralizante a veces, y parece que no hay nadie de fiar en la red.

- Bueno, hijo, este es un tema peliagudo. Para empezar, Einstein fue tomado por tonto de remate (diagnosticado retrasado mental) en sus años de escuela.  Nunca destacó para nada, tardó en hablar, todo son señales de que era muy burro. Por otro lado, al estudiar la carrera de Física, fue lo bastante espabilado como para casarse con Mileva Maric, una brillantísima alumna, según el gran H. Minkowski, profesor de ambos, que tildaba a Don Alberto como mínimo de mediocre.

422px Mileva Maric

Mileva Maric

- O sea, ¿que tú también crees que era medio subnormal y que no hizo nada, como cuentan en algunas páginas de conspiración?

- Bueno, ojalá fuera todo tan sencillo como en las páginas web de la conspiranoia, tildándolo todo de blanco o negro y quedándose tan anchos. La realidad es diferente.

- Abuelo, mira, en esta página dicen que el “efecto fotoeléctrico” se lo robó Einstein a Hertz de una patente que Hertz mandó a la Oficina donde Einstein trabajaba.

- Bueno, vamos a comparar las fechas. ¿En qué año murió Hertz?  1889. ¿En qué año empezó a trabajar Einstein en la Oficina de Patentes?  1902.  ¿Tú crees que Hertz, después de muerto y siendo alemán, iba a regresar al mundo de los vivos solamente para que le dieran una patente en Berna, Suiza, donde Einstein trabajó hasta 1909?

- La leche, pues ahora que me lo pones así, la cosa es de cajón. ¡Qué escándalo!  ¿Y por qué ponen eso en una página web?

- Espera, jovencito, que aún no hemos acabado.  ¿No es Hertz conocido en el mundo entero por demostrar que las ondas electromagnéticas se pueden propagar hasta en el vacío, y por descubrir el efecto fotoeléctrico?  ¿Qué podía haberle robado Einstein, si Hertz murió cuando él tenía 14 años?

foton elec

- Qué patético, abuelo.  ¿Y entonces, cómo puede un periodista o investigador escribir algo así?

- Bueno, hijo, por dinero, fama, ego, la gente escribe lo que haga falta. Pero la broma sigue.  ¿Tú sabes lo que haces cuando postulas una teoría?

- No sé, abuelo, ¿publicarla?

- Sí, así es, pero sueles poner una versión más inmediata para facilitar la difusión y les mandas copias a colaboradores, gente que trabaja en tu mismo campo, etc.  Y entonces, te invitan a congresos, hay discusiones, con lo cual mucha gente pasa a saber de tu teoría.

- ¿Quieres decir que es imposible para un gris empleado de patentes robar una teoría?

- Jovenzuelo, no tildes de grises a los empleados de patentes, que tu padre tiene un buen amigo que trabaja en eso en la falsa capital de España.  Y tiene historias fascinantes que contar el muchacho.

- ¡Anda!  Soy todo oídos, abuelo.  Decía lo de gris porque siempre lo pintan como que estuvo pringando hasta ser reconocido, pero me muero de curiosidad por oír las historias de Pancra.

- Volvamos primero a la “patente” que supuestamente Einstein robó póstumamente.  A lo que iba: ¿no ves que nadie patenta una teoría?  ¡Eso es una bobada!  Precisamente hay individuos con formación científica que van a la caza de artículos cuyas aplicaciones puedan patentar.  Se trata de localizar aplicaciones y de ir con ellas a patentarlas a la Agencia de Patentes para que, si alguien fuera a usar esa aplicación, te tengan que pagar a ti.  Esto es el modus vivendi de algunos, pero nadie puede patentar una teoría.

Einsteins Razer einstein as a rocker

- Abuelo… ¡No sabía nada de esto! Cuánto sabes. ¡Qué suerte tengo! Sin ti, me colarían cada gol que pa qué y de todas maneras me los van a colocar.

- Nada, hijo, es importante que aprendas a “aprender”. Esto, en la antigüedad, se llamaba “Trivium”, y es el remedio universal para que no te la den con queso, por eso los hombres libres (hombres y mujeres, se entiende) lo aprendían; a los esclavos, no les hacía falta.

- ¿Me vas a contar las historias del tito Pancra ahora? ¿Una batallita, abuelo?

- Por supuesto que sí. 

-Verás, el tito Pancra, como lo llamas tú, el bueno de Pancracio es una persona de profunda sensibilidad, pero por educación y luego formación mantiene una cierta pose de escéptico templado. Él lo cuestiona todo, lo cual no es malo. No obstante, nos cuenta que en su oficina de patentes ha visto a muchos individuos que se han presentado con aparatos que decían que eran de energía libre o de movimiento perpetuo, y más de una vez se ha quedado boquiabierto.  Uno de ellos trajo una especie de icosaedro armado, parecía un árbol de Navidad para hippies colocados.

img 01788 20070529 gaivil

- ¡Vayaa, abuelo! ¡Esto es tremendoo! Cuenta más. Me está picando la curiosidad.

- Bien, pues cada vez que él les tiene que decir que no puede patentar su invento por una cosa o por la otra, él siente una inmensa ola de alivio.  ¿Y por qué?  Pues porque en España, las patentes pasan primero a disposición del Ejército, y si éste ve que una patente puede ser utilizada por ellos, lo primero que hacen es apropiarse de ella y borrarla del mapa. Y entonces, estaríamos peor que antes. Por eso, Pancracio reza para que, el día que alguien haga un descubrimiento así, lo publique por internet en mil sitios, bien explicado, y que el mundo entero sepa que lo ha descubierto él, para así librarse del acoso que podría sufrir de otro modo. Pancracio tiene gran fe en el futuro, y lo vislumbra en sueños, cuando se relaja. Él sabe que esto es una realidad aunque se lo tenga calladito.

- Abuelo, ¡no se si voy a poder dormir con todo esto! ¿Energía gratis para todos? ¿No es ficción? Me tienes en ascuas con lo de la relatividad de Einstein ahora, ¡no hemos hablado de ello aún!

- El día de mañana tú vas a hacer grandes cosas en todo aquello que decidas tocar. La energía libre es ya una realidad que se ha de explorar y explicar.  Tómate un día a la vez, y pon tu conciencia plena en todo aquello que hagas.  La victoria ya es tuya.

- Buenas noches, abuelo. Gracias por estar para mí.

- Buenas noches, mi brillante nieto.

ca4

fuente: Icachondeo y colaboradores

pixel